miércoles, 25 de diciembre de 2013

ESTREMECIMIENTOS SIRÉNICOS


Escuchaba al halaiquí, el contador de historias, con enigmático entusiasmo. Siempre le atrajo sentirse seducido por esas medias verdades que conjugan perfectamente con la imagen del siempre decepcionante anuncio de una falsedad pregonada. Aún así, la fascinación vencía a la oscuridad del pragmatismo que imperaba la razón. Y por él supo de aquellos seres mitad mujer mitad pez que se aproximaban a las cercanías del puerto mogadoriense y emitían por las noches los sonidos del desamor, los que derrotaban las voluntades de los hombres que, sinténdose atraídos por ellos, vagaban silenciosos por sus límites marinos, y pedían a los vientos que dominan la ciudad que no amainaran su intensidad, que la hiperbolizaran, cambiaran su rumbo y alejaran esos seres cuyo destino era engullirles, hacerlos suyos, espiralizarlos cual torbellino hasta los fondos y quedarse con su alma y poder ser al fín mujeres totales.

lunes, 9 de diciembre de 2013

ORALIDAD MOGADORIANA

Las gentes de Mogador no suelen hablar de sexo aunque sienten lo que ello conlleva de una forma tremendamente imaginativa.  Lo que aquí nos preocupa, allí lo es... en absoluto. Saben que el verdadero sexo es interno, nunca externo, que el delirio inmenso que sustenta tal palabra, tal sentimiento, no es jamás comparable con lo externo del término, que es un espejismo solamente. Y es, en cambio, la boca el órgano sexual considerado más radical, incluso más obsceno. Y es que ella dice, muerde, besa, toca, moja... desencadena pasiones. 
Es la única que libera pensamientos profundamente guardados, y que los modula, los alarga o los hace sucintos, graves o agudos, sensatos o irremediablemente increíbles. 
Será por lo tanto que a la mujer en Mogador le cuesta hablar, y no lo hace hasta descubrir a quien sabrá escucharla con tiento y delicadeza, con la sabiduría propia que proporciona dejar hablar y escuchar, escuchar y hablar interesadamente. De lo contrario la mudez se hará en ella.

domingo, 1 de diciembre de 2013

ORALIDAD MANIFIESTA


En Nueve veces el asombro, ARS cuenta que los bibliotecarios de Mogador clasifican a la Historia en el Reino del Sabor, que es un tremendo placer oral, más de los labios y de la lengua que de los dientes. Mantienen que es un toque muy personal, muy corporal, de quien la prepara contándola, y que con ello toca el paladar de quien le escucha. Existe la creencia que cuanto más primitivo, más puro se es, que los sentidos atraen el sentimiento reprimido, el más sabio para el ser humano, el que contacta con el mundo de las esencias y que cuando se prueba le acompaña como un mantra. 
El alma es una casa con cuerpo, abarca lo que es abstracto frente a aquello que solamente es definible. Y aún así, de nada sirve si no se acompaña de la oralidad de quien encuentra lo que va buscando, esa aurora boreal que bajo las estrellas y la luna llena circunda al Sonámbulo que sintió en sus labios la sal de quien encontró buscándola como un poseso, que le transcribió el idioma del deseo hasta hacerlo totalmente real tras ser inveteradamente anónimo, desplazado del reino de la pasividad. 
Los labios, sí, son, definitivamente...memoria.

domingo, 17 de noviembre de 2013

VISIÓN HIPOTECADA ENTRE SUEÑOS

Fue el llanto de la cascada el que ahuyentó la realidad del momento bautizando de magia el destello de las sombras que le acompañaban. Guirnaldas violetas descendían por toda su superficie corporal mezclándose entre los helechos que se obstinaban en protegerle, descolgándose verticalmente por sus hombros como una lujuria inesperada. Y fueron sus ojos hiedra habitante de centauro herido por la felicidad del instante ya olvidado. Creyó oir al Waits desencarnado, a un paso eutanásico y clarividente de saber de su hipotecada existencia. 
El sinpudor no entendible por los otros del Sonámbulo invitó a tenderse en la alfombra habitante de los carpe diems que su ceguera no le dejó ver cuando fue vigilante y que ahora en su perpetuidad propone escaparse hacia adentro, recubrirse de la nada y apasionarse, apasionarse, apasionarse... y morir en los sueños del inconsciente.

sábado, 16 de noviembre de 2013

OASIS SENTIMENTAL VESTIDO DE LLUVIA OTOÑAL


Sucedió como si a la Gioconda le hubieran permitido desarrollar su sonrisa más ampliamente, con más tiempo, sin detenerla en el tiempo, sin tabúes que vetaran impropiamente su propia voluntad para deleite de todos en el lienzo. Y es que siempre hay un tiempo más claro que el silencio, más hondo que el olvido, el pensamiento libre de la sangre, la fuerza arrebatada a la luz.
Nada, nunca, es lo que parece. Incluso, lo que parece es nada, como dijo Hierro, como lo son esas ropas que visten el suelo, desparramadas por la insistencia del descontrol de decir sé cuando se quiere-debe decir ignoro.
Así lo pensó y mantuvo, queriendo negarlo con todo su ímpetu, ¿Sería el pesado sueño anhelado o la amaneciente vigilia siempre pragmática, siempre desdibujante?. 

lunes, 28 de octubre de 2013

SENTIDOS QUE SIGAN SIÉNDOLO

"Los nueve niveles de la escalera iluminada" es el lenguaje que algunos seres, en abundancia, los del sexo femenino, utilizan para equilibrar su interior con el amado, según cuenta ARS en su libro En los labios del agua. Más que explicarles qué significan, preferiría que lo leyeran ustedes de primera mano, que fueran sintiendo que alguna vez también ustedes lo han degustado, se han hecho con la liturgia que precisa todo viviente para seguir siendo tal. Los Sonámbulos saben de su curiosidad biensana, de la gramática de la existencia que enseña cada día palabras nuevas, meciendo sus sonidos y tactos para que sigan siendo... sentidos.

jueves, 24 de octubre de 2013

DE VENENOS Y ANTÍDOTOS


¿Por qué son los ojos, es la mirada, de la desconocida lo que más habla sin emitir sonido alguno, y en cambio sostiene el eco de su diálogo hasta que deja de ser usada...?. Sus señales, sus códigos, desordenan cualquier palabra que pueda ser utlizada. 
Hay lugares en los que cualquier suficiencia se torna en incapacidad ante un atisbo visual de unos ojos azabaches que como serpiente en un laberinto mental se introduce hasta descubrir su interior y dejar una duda, o una identidad, ¡qué más da!. 
Me cuentan que desde pequeñitas observan y reciben las enseñanzas de las mujeres de su alrededor que dicen sin decir cómo preparar ese veneno del que es tan complicado hallar el antídoto, que enamora y condiciona la vida del amadoamante hasta que conduce su sed al único manantial en el que beberá desde entonces.






lunes, 21 de octubre de 2013

COMO CUERPOS QUE SE MANTIENEN Y CAMBIAN.


Samarcanda, Tombuctú, Constantinopla... siempre han atraído al Sonámbulo. Principalmente por lo que enmarcaban en su sonido, en su rotundez fonética. Será que nunca le gustaron esos medios sonoros ruidos, como son los silencios imperfectos de la oscuridad de los ciegos. Se imaginó conociendo los lugares dueños de su temprano asombro. Pero la realidad le hizo desistir y apenas uno de ellos guarda decadentemente lo que un día fue... Y a él vuelve cuando puede en busca de ese momento detenido, ese silencio aprensivo que se guarda para no romper el equilibrio de los reencuentros, distintos y nunca fugaces, con el qué o el quién. Y cada vez la encuentra igual y distinta, como los cuerpos que cambian de peso según el momento elegido, forzado, llevado a, sentido como. Y es que las ciudades siempre son como el/la amado/a amante, con una memoria que mendiga no se le olvide, se le mantenga viva para continuar viviente.

domingo, 29 de septiembre de 2013

VERLO DE LEJOS

Leí una vez un comentario de Stevenson sobre que el mundo habría seguido marchando aunque a Shakespeare le hubiesen golpeado brutalmente en la cabeza en una noche oscura en el coto de sir Thomas Lucy... Todo a propósito de la vida y de a quién le es más necesaria e importante. No le demos vueltas: a quien más útil es la vida, siempre, es a uno mismo.  Sin embargo, no todos entienden su significado. El viviente auténtico es quien derrama su vida como un pródigo, que la desvive viviendo, no el que la acapara como un oscuro avaro... El problema, siempre, no es el destino, sino la actitud ante el destino. Para entender el sentido de lo que se está viviendo es necesario tomar algo de distancia, caminar hacia otro lado hasta ver la claridad de lo que antes se tenía justo al lado. No falla. Todo depende de nuestro deseo y de nuestra curiosidad. Cuando alguno de los dos falla... Lo nefasto es que ambos, uno y otro, no se aspiran, no se programan: o se tienen o no se tienen. 
Por el contrario, la curiosidad y el deseo son siempre vitales. Intentar calmarles mediante la posesión es como tratar de apagar un fuego echando paja, escribió el filósofo Pitágoras como buen matemático que fue. 

Eduardo Galeano escribió La casa de las palabras:

A la casa de las palabras, acudían los poetas.
Las palabras, guardadas en viejos frascos de cristal, esperaban a los poetas, y se las ofrecían, locas de ganas de ser elegidas: ellas rogaban a los poetas que las miraran, que las olieran, que las tocaran, que las lamieran.
Los poetas abrían los frascos, probaban palabras con el dedo y entonces se relamían o fruncían la nariz.
Los poetas andaban en busca de palabras que no conocían, y también buscaban palabras que conocían y habían perdido.
En la casa de las palabras había una mesa de colores y cada poeta se servía del color que le hacía falta: amarillo limón o amarillo sol, azul de mar o de humo, rojo lacre, rojo sangre, rojo vino...

El poeta Galeano, al igual de otros poetas, escritores, pintores, escultores... derraman curiosidad y deseo. Saben que el universo que ellos ven, su universo, puede ser también el universo de quienes les observan y siguen

sábado, 21 de septiembre de 2013

ELOGIO DEL INSOMNIO, de Alberto Ruy Sánchez

Exalta ARS el insomnio en el último libro que le leo (Elogio del insomnio. Alfaguara). Cuenta que ya desde niño sentía la lentitud nocturna caminándole por todo su cuerpo. Navegaba - añade- en la noche como en el vientre de una ola interminable, como si estuviera en un túnel de agua donde todo y nada sucede.Y el mar estaba fuera de mí y también adentro: era mi cuerpo unido a la oscuridad, diluyéndose muy poco a poco en ella. Y no era un sueño. Es importante este matiz. Distancia la vigilia, real o imaginaria... real e imaginaria... 

La noche engrandece los sentidos, sí. Tal vez porque lo que le rodea le empuja a anularlos, a empequeñecerlos, y el interior responde con la voluntad creativa, la que nos caracteriza, la que restablece lo aparcado durante el día. Los recobra con la pureza de ser lo que verdaderamente sintió, le sintieron. Es por ello que la noche es la perfecta compañera de los amantes, que los extiende y los posee con esa esperanza de no perder al amado, a la amada, que es el quicio de la puerta de la casa que fue desarraigada de sus cimientos por huracanes, anegada de palabras no dichas u olvidadas de significado.

sábado, 24 de agosto de 2013

PARTIR

Partir es un verbo muy dúctil. Dice mucho en dos sílabas. Habla de apacibles melancolías, de inciertos futuros, de planes y decisiones largamente meditadas, de una emigración consentida y sentida con, presente o ausente, ¡da igual!. Partir es ir en busca de la existencia, de pérdidas y encuentros, andenes húmedos y humos vagabundos entre guiños de neones. Partir espolea también al autoencuentro, ése que siempre se obstina en perderse mientras se está.
Tan solo pensar en partir convoca al deseo, el que es un rostro que esconde otros muchos, que si se descubre el último todavía queda el próximo, el que habla de amaneceres consecuentes de imágenes por ver, olores que adueñar en la sentioteca privadamente selectiva de nuestro inconsciente, y anocheceres de otras lunas igualmente diferentes a la que hoy veo por mi terraza cada noche.
El Sonámbulo anima a viajar, a conocer lo aún desconocido. Solamente así se apartan definitivamente los recuerdos que la memoria obstina en no alejar, y ser suplidos por otros más genuinos, menos hirsutamente defraudantes.
Partir, definitivamente, es intuir una alienación transitoria que impide repetir lo usual y acercarse a lo excepcional, que pasa a ser urgentemente fundamental, como un móvil de Calder.

miércoles, 21 de agosto de 2013

VACÍO ABISAL

Se desdijo en hacer preguntas, en llegar a los límites de la desnudez de los cráneos de los insomnes ausentados de pensamientos, de las gasas que el crepúsculo trae con esos vientos pésimos de esperanzas siempre inciertas. Quiso oir los alaridos del mar bramando sobre las rocas que daban a su ventana. Se levantó y clavó la mirada en el vacío abisal del gran azul y que en otros momentos vio en sus ojos. Era una cárcel de amor abierta de par en par aguardando el monólogo irreverente de su mirada, del laberíntico idioma sonámbulo que dice sin decir.
Y recordó su frágil memoria amaneceres añiles de ojos siempre preámbulos, nunca epílogos, esculpidos en una fragilidad férrea, musicado de un Miles Davis caduco y oxidado de arrepentimiento ante un farol carente de vital queroseno. Todo era caduco, vaciador de otras vidas habitadas.

lunes, 19 de agosto de 2013

EL NO JARDÍN DE LAS SOMBRAS

Me gustaría covencer a ARS que investigue si existen más jardines por explorar y que añadir a los que ya recogió en Los jardines secretos de Mogador. Podrían aludir a aquellos  que hablan de sombras de sonámbulos que escapan hacia dentro, como si trataran de enterrarse como se entierran cajas de olvidos, de recuerdos gastados por ya no emplearlos, de noches sin memoria. Realmente no podrían ser amenos acompañantes aquellos aislados del mundo, abandonados por ellos mismos a un destino hilado de noches sin calor, sin miradas gobernadas por el deseo y carnes vulneradas por las carnes, por humedades oscenas y delicadas. 
Ese hipotético jardín podría llamarse El jardín de las sombras, solo visible por los integrantes de la casta. 
Sin embargo, me dicen debería ser como toda la ciudad mogadoriana de amplia por abundantes que son los que sufren de súbita insanía, por ser cuantiosas las figuras de Hopper amontonadas en sufrido desconcierto, tan lejos del acomodo de sus cuerpos a los huecos de las manos que antes los contuvieron...
No sé... ¿será que del goce nunca está ausente el dolor...?

domingo, 18 de agosto de 2013

GRILLO SONÁMBULO

Una de las muchas peculiariedades existentes en Mogador es la existencia de un tipo de grillo que llaman "la sonrisa de la luna". Es este ortóptero especializado en medir las temperaturas del cuerpo. Pequeño y de voz leve y grave canta cuando el deseo crece entre las personas y por lo tanto su calor. Se cuenta que existen personas que los llevan entre sus ropas para apaciguar su canto y en cambio notar su vibrar. 
Es en estas noches agosteñas cuando el gríllido despierta más su instinto y contagia a los amadosamantes mientras sus miradas se posan entre ellos, aleteando inquietamente,  esparciendo las incalculadas existencias de apetitos que entre ellos se gestan. Y es entre la noche y los cuerpos en donde se hace huésped e indaga cuál es el espacio más ardoroso en donde contagiar y contagiarse de sus ansias de concupiscencia. Y por él se desplaza. Conoce su peligro y aún así se expone. ¿Dónde oyó: 

En tu sol negro
con ansia me devoras
grito encendido

...?

sábado, 17 de agosto de 2013

POSIBLE MASAJE FETICHISTASONÁMBULO

Se malinterpreta, se desconoce, persistentemente se excluye, el significado de lo que ha dado en llamarse fetichismo, conciencia simplemente de lo ignoradamente transfigurado, del argumento del delirio sentidamente consentido de lo inconsciente. Como si de un vocabulario único, inventado por-para uno mismo, la transmutación de "algo" insólito sobre la persona, le provoca el fundamento episódico de un momento, el prendimiento de un instante, una secuencia vital que se convierte momentaneamente en LA secuencia vital. 
Y son la suma de los reflejos que le proporcionan la razón aún llevándole a la sinrazón.
¿Pueden considerarse fetichistas las manos que friccionan el cuerpo del Sonámbulo con el característico masaje de los de su casta, tenso por dentro, relajado por fuera...?, ¿son esas manos, fetiches para sus terminaciones nerviosas que conducen esa bonancible sensación hasta el sistema límbico de su cerebro...?. ¿Y por qué  no se convierten en amnésicos los virtuales transgresores de tactos que son más que lo que intuyen... ?, podría interrogarse alguien ajeno a las reflexiones sonámbulas....
Poco hay más que añadir.

jueves, 15 de agosto de 2013

DUDAS RAZONABLEMENTE RAZONADAS


Sucedió como lo había imaginado, llegando las horas con retraso aturdido, simulando el carro del sol chirriar y atascarse a cada movimiento. Encaminaba su mirada hasta las nubes esperando el imposible milagro de varear el destino hasta ser ahuyentado por el espejismo de quién sabe qué... Se muere muchas veces y se resucitan más sin sortilegio alguno que explique lo inexplicable, comprendió. 

Fue sombras y entre ellas encontró la luz que buscaba, como la torre Gálata de una Constantinopla ya inexistente y siempre posible. Y buscó el tatuaje visto en sueños, el que maquillaba y florecía a cada paso que  ofrecía a la noche subastada por miradas imposibles robadas a las cenizas del día. 
¿Era aquella la región del sueño a medias...?

domingo, 11 de agosto de 2013

GEMIDOS QUE SON

Puede leerse en Los jardines secretos de Mogador, de ARS, que la expedición de los rebeldes de la lengua seca llegan a la región de dunas que, luego lo sabrían, rodea la ciudad amurallada de Mogador. Escribe:... El azul resplandor les confundió e hizo pensar que se trataba de la ciudad de Abatón y su Palacio Azul: una ciudad sin localización fija, invocada por el deseo y viva para ser deseada. Quienes la buscan abruptamente no la encuentran y son muchos los viajeros que la han visto aparecer de pronto sobre el horizonte sin haberla invocado. Se aprende a necesitarla. Se termina no pudiendo vivir sin ella.  

Y prosigue: 

Como todo lo que rodea a Mogador, éste es el palacio del deseo, y como tal obedece las leyes azarosas de lo deseado: nos arrebata lo que anhelamos torpemente y nos entrega por sorpresa lo que no sabíamos que necesitábamos tanto y que se ajusta tan perfectamente a nuestros cuerpos

Suele ser de esta manera la que afecta a los amantes de la geografía corporal de su amanteamada-amadoamante, y sitúa el balbuceante tililar de sus sentidos como la más precaria forma de acercamiento a esa especie de relación inmantada entre el deseo exaltado y la autodestrucción de un poema de Ginsberg. Son, definitivamente ese lenguaje de aromas que retan y poseen los que en la soledad habitada de la ciudad moribunda y exultantemente calurosa de este mes agosteño el que vuelve a brotar en todos los Sonámbulos que en ella habitan y que gimen con vocales desbocadas el dolor que todo placer encierra. 

viernes, 9 de agosto de 2013

IGNORANCIA PLURAL...REALMENTE

Te daré el ejemplo más simple para que pruebes un momento feliz, sin lujos. Tuesta en fuego muy bajo la rebanada de pan que sobró de anteanoche. Espárcele encima una cucharada pequeña de azúcar moreno. Exprímele la mitad de una naranja madura madura y échale por los lados y en el centro un chorro exiguo de aceite de oliva. Morderás un sabor antiguo como las islas del Mediterráneo, sentirás que el ser humano podía ser feliz y rico con muy poca cosa. Sabrás que la escasez y el deleite no son incompatibles. (Tomado de Tratado de culinaria para mujeres tristes, de Héctor Abad Faciolince).

Así, sin excesos ni fuegos de artificio erróneamente prestigiados, sin grietas que oraden lo simbólicamente creado, se asisten los amantesamados, aprendices de Sonámbulos ávidos de estar siempre despiertos para contemplarse y desengañarse  c o n s t a n t e m e n t e. Se crean esa gloria de estar los dos donde solo estuvo uno, como si realmente hubiera estado esperando inútilmente su paso, sintiendo que la ausencia era plenamente inasumida. 
¿Y cómo seré yo cuando no sea yo?, ¿cuando mi cuerpo sea otro, otra mi sangre, otros mis ojos y otros mis cabellos?. 
Pero esa noche en la que sus fantasmas son sus amantes siempre, él fue el que entró y salió de sus sueños virtuales, y buscó su grito, el que describió magistralmente Alberto Ruy Sánchez (ARS) tras el que abrió su compuerta de fantasmas. Y ávidamente hicieron el amor con ellos hasta que otro grito largo, feliz y felinamente sostenido, le hizo sentir que nunca saldría ya de aquel  grito invisible que es para él su cuerpo (Versionado de La huella del grito)
Realmente sería útil despejarse de la ignorancia plural que nos rodea, con ese aroma impreciso a cortezas podridas, ecos de un fragor distante y mortecino i n c o m p r e n s i b l e.

domingo, 4 de agosto de 2013

HISTORIAS PARA SER CONTADAS

En Mogador, siempre es la hora en que los amantesamados se encuentran y se cuentan las historias cual si fueran halaiquiíes relatando sus nueve historias. 
Se dicen lo que su interior desea, aquello diverso y convulso, cíclico y plano, primitivo y siempre pasional. Puede que sea en ocasiones ligeramente incierto o solamente hiperbólico y exagerado, pero al menos en un instante... verdadero. Se miran sedientos presionando sus amuletos de la suerte para que el reloj se descomponga y se ausente el tiempo obsesivo , tenaz en anular esperanzas y certezas. 
Jassiba espera escuchar esas historias porque ella es parte del deseo, como él es la otra parte del deseo.

miércoles, 31 de julio de 2013

ADVERBIO DESAFIANTE

Ab  so  lu  ta  men  te.
Escasos adverbios contienen tanta sorpresa como este en su expresión, que da cuenta de oleadas expresivas en su modelada verbalidad cuando se dice y se sensualiza hacia la imaginación que habla de desafíos descifrados. Pocas veces se usa y muchas en cambio se tiende a aplicar su contrario: relativamente. ¿Es por temor?, ¿por cobardía a sembrar para luego cosechar su destino...?. Hasta su dicción es más complicada, menos vehemente. 
Podría haber sido dicho el adverbio de la totalidad en Las mil y una noches, talvezposiblementequizá. Y se hubiera aceptado, como lo fue por el rey a Shajrazad cuando su respuesta le intimidó, temiendo no poder ser accedida su pregunta. Fue la obstinación de la búsqueda de sus deseos la que le hizo ser creyente en una afirmativa respuesta.

lunes, 29 de julio de 2013

CABRAS POSIBLEMENTE BUDISTAS

Dice Siddharta Gautama que para vivir una vida desprendida no debemos considerar nada como de nuestra propiedad, como ese codiciado viento de Mogador que anuncia la salida del sol soplando el agua de las fuentes, sacudiéndose de encima los restos de la luna, ahuyentando los sonidos de la noche siempre mágica, siempre plena de baraka, nunca una igual a otra. 
Un día sofocante de calor vio el Sonámbulo a cabras subiéndose a los arganos para comer sus semillas, y que otros se afanaran a descifrar ese carácter especial que poseen haciéndoles ser únicas... Luego me dijeron que los instrumentos de percusión que tan típicos son en esa tierra se templan y destemplan a su voluntad, y que por ello se dice de ellos que son tambores con apetito de cabra... Posiblemente ellas también hayan oído la sabiduría del fundador del budismo. Es posible. 

sábado, 27 de julio de 2013

NO DECIR ES DECIR

Existe dentro del libro Los jardines secretos de Mogador, el excelso libro de ARS, al que siempre se vuelve, un párrafo que habla de los rebeldes de la lengua seca, expedicionarios extraviados por causa del guía que fue contagiado por un severo tráfico de besos por las mujeres que le acompañaban... Cada vez que lo he leído he querido imaginarme esa situación envuelta en miradas que encienden espíritus y como si de un viaje internáutico le expresaran el futuro que le aguardan si con ellas se aventuran; y también he creído oler aquellos aromas que le retaban y poseían, que sus esencias le cautivaban y le desnutrían la voluntad. Y todos aquellos recuerdos me  conducen al misterio, también, de la palabra, la que no se emite, la que es esperada y se olvida el por qué... . De allí puede venir que no decir es decir.

viernes, 26 de julio de 2013

PREGUNTAS

Y donde termina el espacio, ¿se llama muerte o infinito...?, se preguntaba Neruda, Don Pablo... Son preguntas que no solemos hacernos, que no reverberan en nuestras cada vez más agotadas neuronas cuando vemos de nuevo el gran azul y parece que oigamos de sus olas esas mismas inquisitorias reflexiones que tememos siempre hacernos...
La pereza es uno de esos malos hábitos que se tienen porque sí... sin que nunca se haya descubierto la causa fehaciente de que exista, de que hiera una y otra vez nuestra alma, esa recolocación de la que se habla... ¿Es pereza no dar un paso para desandar otro?, ¿es pereza no besar al deseo?.

domingo, 21 de julio de 2013

SOÑAR IMAGINAR

La existencia, no le demos vueltas, depende de que alguien nos imagine, me dijo aquel hombre en el camino. Yo voy un poco más lejos, creo que han de soñarte para ser sentido de veras. Recuerdo un párrafo de Los sueños de Helena, de Galeano, que dice:

"Aquella noche hacían cola los sueños, queriendo ser soñados. Helena no podía soñarlos a todos, no había caso, no había manera.
Uno de los sueños, desconocido, se recomendaba:
- Suéñeme, que le conviene. Suéñeme, que le va a gustar. "

Éso es perdurar, dejar huella en donde solamente llegan los sueños, en donde ni el electroencefalograma adivina qué hay allí contenido, en donde ni el mejor psicoanalista tiene la llave para abrir la puerta del misterio.


viernes, 5 de julio de 2013

LO NO PRESCINDIBLE

Recomiendo leer el poema En la noche de tus manos, del libro En los labios del agua, de ARS. Es una de esas lecturas imprescindibles para cualquier aprendiz de Sonámbulo. 

Pareciera ser inspirado en una de esas habitaciones donde el desamor está prohibido y los talismanes en desuso disfrutan de la convivencia que provoca la complicidad. Posiblemente pueda verse por Google Earth... tal vez... y ser situado en Alejandría, donde la oscuridad es igual que un relámpago, o en Nueva York, que se arruga y reblandece como una medusa en estos mismos momentos... o en Yangon, donde las piedras siguen enaltecidas por el noble vestigio de su historia. ¡Qué más da...!. Lo importante es la seducción insaciantemente constante de los amantesamados que se dicen y escuchan: mariposa de carne, orquídea apetecible, alas de hada en brama...


martes, 25 de junio de 2013

DESEO CÍCLICO

Cuenta el Sonámbulo que la felicidad en el amor se divide a partes iguales entre las vísperas y el recuerdo. Amar de verdad implica la imposibilidad de dañar, que sucede solamente en el corazón y cuando las uñas ya están gastadas, aunque se le hubiera robado la vida entera. Siempre cuando acaba, el destino es inalcanzable, como ese globo de papel que se lanza en una noche sin luna esperando que la luz salude desde la lejanía. Y, por supuesto, no medirlo nunca por el tiempo que ha durado sino por la intensidad que ha tenido. 
Decía el gran Ángel González que el hombre nunca sabe qué pasado le espera. Y es cierto. Es como el deseo, siempre cíclico, esperando vivir para morir, morir para vivir... 

sábado, 22 de junio de 2013

CONSTANTEMENTE CONSTANTES

Escribe ARS muy ciertamente: "mi piel es la prisión de tu presencia". 
Podría decirse también que: tu piel es el universo cuando estás frente a mí. 
O: tu piel envuelve mi mirada. 
O: mi piel constantemente vuelve a amarte con un deseo venido del pasado, como un remordimiento, como el acechante enemigo que espera tu descuido para... tocarte.

Porque saber que el envoltorio de tu cuerpo transmite tus/mis sensaciones me proporciona un revés a la creencia más ambiciosamente sensual que pueda acompañar cualquier viviente. 

Los amantesamados se besan constantemente con las yemas de sus dedos al tocarse, al entrelazarse constantemente, al acariciarse constantemente, al seguir el rumbo digital de sus venas dirigidas portando el vital líquido hasta el corazón, que late... constantemente constante.  

domingo, 16 de junio de 2013

DECIR ES DESEAR

Escribe ARS que decir es desear y tocar con manos invisibles.


Y más aún, decir es explorar lo que solamente el que apuesta sabe de lo que su imaginación le ha procurado. Él apuesta por quien le parece la atleta del aire, la cazadora de estrellas, la trapecista que se impulsa más y más para querer tocar el cielo, zigzagueando como si fuera un calígrafo en pleno éxtasis creativo, sin descansar, inventando signos a diario. Todo éso y más quiere el Sonámbulo decir con su exiguo vocabulario deseante, comunicando más con sus silencios de testigo de estaciones, de esperas inanimadas, que con cualquier idioma aún no inventado. Decir es desear más y más el tacto que enmudece cualquier otro pensamiento y que aparta insultante todo lo prohibido.

martes, 11 de junio de 2013

SUEÑOS... TAL VEZ


Todas las ciudades recuerdan a Mogador. Sus óxidos simulan la sangre coagulada, las llagas de las piedras, hasta el resplandor de las farolas en los charcos. En ocasiones incita a creerse que es el emplazamiento de una pusilánime tregua de la edad que obliga a ser aceptada como eterna, que embriaga sus neuronas hasta hacerla verídica. Lo único que varía es el sonido, el discrepante mecer del agua sobre aquellas murallas oradadas por un océano batiente, sin piedad a nada ni a nadie, que no escucha sino que se hace escuchar deliberada, ansiosamente, como el deseo que va y viene, que viene y que va sin alcanzar nunca su destino... En ocasiones, el sufrimiento se confunde en las arrugadas sábanas húmedas de una ciudad amotinada y gimiente como el gozne oxidado, también, de una puerta que se cierra.

sábado, 1 de junio de 2013

HURACANISMOS y DECISIONES

En ocasiones, el amanteamado se comporta huracanado, sin concierto estable para sí ni para el otro. Es esa estancia abierta al interior y que está expedita a las ventanas de los cuatro límites, clamando  por ahuyentar ese comportamiento censurado  por los que son lo que otros exigen que sea. 
¿Debo dejar que brote esa llama invisible pero sentida...?- preguntó-. ¿Quieres carbonizarte o sentirte...?- le contestó. Tuya es la decisión... como siempre

martes, 28 de mayo de 2013

ADELANTOS QUE NO LO SON



La llegada de los adelantos de la civilización se hicieron notar. Él le preguntó si tenía puesta la vacuna antitetánica porque su amor se estaba oxidando. Fue cuando la besó y luego le echó la culpa por saberse querido. Sus labios se sentían adelgazados y secos. Quizá desde el último beso que sintió, aquel con el que le dijo: Hasta pronto.
Sus manos se le estaban anquilosando, perdían el sentido del tacto: desde que no tocan han perdido la delicadeza forzosa para incitar batallas. Tampoco han sabido enmarañarse entre otras manos buscando nuevos territorios corpóreos que descubrir, sintiendo esa modulación que proporcionan las impresoras 3D rompiendo los anhelos, proporcionando en minutos lo que los ojos guardan en su hipotálamo. 
Definitivamente, los adelantos civilizatorios no son lo mejor de la vida.

miércoles, 22 de mayo de 2013

EN BUSCA...



Recomiendan Los Sonámbulos que se viaje a otras latitudes, se parta para... partir con su vida, romper con la costumbre, investigar nuevos estímulos existentes sin saberlos.

lunes, 13 de mayo de 2013

FEHACIENTES


Como si de una y otra vida en la misma se tratara releo de Peri Rossi sus elípticos salmos que remedan, siempre, deseos insatisfechos. Le oigo, le oigo, decir:

Nadie ha podido demostrar hasta ahora
de manera fehaciente
que los pequeños deseos
son más fáciles de conseguir que los grandes.
Sólo se ha podido demostrar
de manera fehaciente
que son más numerosos. 


(C. Peri Rossi. Estrategias del deseo)

Y éso me hace recordar un aforismo oriental que dice: Todo lo difícil debe intentarse mientras es fácil.

¿Por qué apartamos entonces de nuestra mente todo lo que en un momento concreto aparece como un relámpago y nos ilumina con un resplandor visible tan solo por nosotros?. ¿Culpables o inocentes?. 

sábado, 4 de mayo de 2013

MEMORIA Y DELIRIO

En ocasiones, la memoria se rebela y se manifiesta de tal forma que los deseos toman tal manera que se tornan fieles representaciones de lo que nunca se ha sido y se ha creído ser , y lo visible es una sombra de lo invisible, y cuenta secretos que la imaginación ha modelado como el objeto que el alfarero forma en su estudio. 
Fue en aquella vez que sintió el vuelo de sus caprichos sobre su mente, haciendo reales sus delirios de una vida soñada y nunca llevada a cabo cuando exteriorizó tentáculos en sus extremidades, maneras de un ser que siempre supuso y que desconocía si se había transformado en él. Las dudas que cualquier mortal hubiera poseído fueron etéreas nubes de pensamientos disputados, garabateados entre palabras no dichas y sensaciones inevitables. La disputa acabó en otra vez, de nuevo, en la realidad, el momento que debería ser batallado y vencido para volver a sentirse, una vez más... Sonámbulo.

sábado, 27 de abril de 2013

PANES SONÁMBULOS

El oficio de panadero es muy adecuado para aconsejar la forma de mejorar la vida amorosa del amanteamado; el de antes, claro, el tradicional, no el actual, todo industria, nada arte. Posiblemente tenga algo que ver también en la perfección de un buen deseante el desdén o falta de rigor en buscar la mejor harina, y no ir por la mejor agua, la mejor levadura y sobre todo el mejor fuego para hacer crecer un buen amor, un hipersentir deseo del que parece se adolece o se extraña cuando de él hablan algunos. 
El maestro panadero  está atento al calor que se crea en el interior del horno, a la circulación del aire entre sus panes aún no aptos para ser comidos, que están en trance de serlo. Dice que se mueve bien o que se estanca, y que le ha de dar o quitar calor, que nunca está en suspenso, jamás es estático, y que cuando piensa que lo es... se le quema y ha de tirarlo... Es por eso que los Sonámbulos están muy atentos al calor que se crea con sus amanteamadas, que da forma, elabora y permanece en ellas. Y aún más, en el enfriamiento del horno, que cuando lo hace de forma repentina la masa se quiebra y pierde su firmeza... como le sucede 
al maestro panadero. Dicen los expertos que los mejores panes son aquellos que tienen dos cocciones, una más rápida y decrecida, y otra que arrebata la caída levantando la masa hasta su perfecta cocción, más serena, más perfecta y notablemente sabrosa, únicamente valorada por los verdaderos expertos .

domingo, 21 de abril de 2013

TOCAR


¿Hasta qué punto es importante el tacto sobre la piel de los Sonámbulos...?, me preguntan.  
Tras meditar la respuesta, escrutar los recuerdos, descifrar los mensajes espontáneos que contribuyen a mi ya dilatada historia, les contesto que lean lo que ARS escribe en La mano de fuego al respecto. 

Para el Sonámbulo, sentir las yemas de los dedos de la amada, notar que la química de sus deseos superan cualquier barrera cutánea, le provoca ese brillo característico de la intoxicación amorosa. Nota celos del viento, enojo y hasta cierto temor de sí mismo, también,  queriendo detener el tiempo, congelar ese instante único en todas las ocasiones que lo experimenta...
En cierta forma le recuerda la emoción, casi alucinatoria, que le ocasiona el aroma del jazmín en el mes de abril en Sevilla, el desasosiego y turbación interior que le impide un reposo estable. 
El hipertocamiento se prodiga entre los que serán devotos de la casta, sintiendo lentamente esa embriaguez de quien no ha probado nunca.

domingo, 7 de abril de 2013

HOMBRE-AUSENCIA

Es cierto, la mujer hace el amor de otra forma. El amor le entra por la cabeza y baja luego por todo su cuerpo. Aunque siempre hay excepciones. Como la que me contó una amiga, que dice se le metió por otro sitio, sin que ella se apercibiera, se coló en su vida por entre las piernas al mar que abrió soñando un suicidio de amor. ¿Pensaba en La Storni?. Pero era la experiencia de un hombre-ausencia. ¿Se negaría a sus miradas, a sus exilios...?. Definitivamente fueron los latidos acelerados de su aliento quienes le dijeron de sus venidas y sus marchas. Pronto comprendió que sus presencias eran producto de sus frecuentes enamoramientos de hombres-ausencias, de tal vez una viciada verdad que funcionaba como un talismán para los huidizos tequiero, los mentirosos teadoro, las indescifrables sonrisas que acompañaban el encanto y las confidencias de su hipotética pareja.  Te alojé en la que ya no soy, le dijo un día, porque nos hemos viciado con un veneno sin salida digna. Seguiré diciéndome que ésta es la última vez que estoy contigo.
Y así fue como ella pasó a su historia, la propia, la que le acompañará en su último viaje... una sonámbula más.

miércoles, 3 de abril de 2013

SUEÑOS.




Soñar, es posible el verbo que más intensamente debiera acompañar al humano, hacerle sentir qué posee al amanteamado hasta límites que podrían llegar a ser pecaminosos. De tal manera leo en el Tratado culinario para mujeres tristes, del admirado Héctor Abad Faciolince que el muy sapiente Artemidoro sentenció que no hay fortuna más extraordinaria que la de soñar que se devora la carne humana, adueñándose así de las cualidades del contrario, que empleará en adelante sus virtudes. Más adelante da la receta de una manera de cocer la sopa para engendrar siempre buenos pensamientos y sueños placenteros. 
Sin embargo, en otro apartado del magnífico libro habla el autor que la única noche es la del desvelo, la noche pasada en blanco. No se guarda memoria de las noches dormidas. Así el amor: el más inolvidable es el que nunca fue. Y también para el insomnio comenta brebajes, pero asimismo asevera que unos te dormirán tanto (sin sueños y sin sueño), que será como morir. Con los otros no olvidarás, si los tomas, lo que quieres olvidar: lo olvidarás todo, augusto o disgustoso que haya sido.
Los sueños siempre debieran acompañar la vigilia, convertirla en nebulizantemente real, hasta el límite de no poder discernir cuándo es cuál. Solo entonces se viviría con esa dulce satisfacción de estar haciendo realidad nuestros sueños...

lunes, 18 de marzo de 2013

MEDITACIÓN IMPRESCINDIBLE

Los Sonámbulos saben que la meditación es la base de su vida, la materia prima que estimula sus deseos. Conocen que sin meditación es fácil dejarse arrastrar por lo fácil, aquello que no ayuda a seguir caminando sino a dar saltitos. Un estudiante le pregunta al Maestro: "Maestro, ¿cuánto tiempo me hará falta meditar para alcanzar la serenidad?". Tras un prolongado silencio, el maestro le contesta: "Treinta años". El estudiante acusa la contestación: "Eh... es algo largo. ¿Y si me esfuerzo el doble, si trabajo duro día y noche y no hago más que éso?" . El maestro mantiene un largo silencio y le responde: "Entonces cincuenta años". 
Con la meditación se llega a la comprensión de dos voces: la de la inteligencia y la de la experiencia. Solamente cuando se hace la pregunta de si es real la realidad puede llegar a pensarse que se está en buen camino.
Cuando pienso que ya no pienso en tí, sigo pensando en tí. Quiero intentar ahora no pensar que ya no pienso en tí, escribió Paul Watzlawick. 

lunes, 18 de febrero de 2013

POSEER.

El Sonambulismo siempre advierte que no se puede poseer del todo sin ser del todo poseído. Apercibirse de tal sutileza ayudaría a convencer, antes que vencer, a quien  disputa el corazón de otro. En esos instantes, lo usual es perder el control, alienarse de la realidad que le rodea, y éso... se perdona muy difícilmente. El sonámbulo se hace sabio conforme va viviendo y asimilando el camino, de ida y de vuelta. Éso es la sabiduría, confirmando que nunca es absoluta, que si se cree que es así, es porque es patrimonio de los necios, tanto como el aburrimiento.

domingo, 10 de febrero de 2013

INSTRUCCIONES SELLADAS

ARS escribe en En los labios del agua la conversación entre el protagonista y Abdel Kader acerca de Aziz, perteneciente a un ejército inconsciente de enamorados, a un grupo sin grupo o a una banda sin banda de asaltantes del corazón que él llamó Los Sonámbulos, los que llevan la marca del deseo en la frente. 
Aziz rindió culto a la vida, a la intensidad del momento y a la afirmación de la belleza fugaz. Hoy sería tildado de erotómano por los científicos del amor, nunca así por los buscadores de la paz con su propia alma, con los alquimistas de la mente, los que indagan el paradero de su Hawa.
Todos, en algún momento de nuestra vida, la nuestra, la propia, lo repito, debiéramos acudir a Attar, en Mogador, a buscar nuestro sobre de instrucciones, selladas y con acuse de recibo. Allí debiera estar nuestro fin... aquí. 

lunes, 4 de febrero de 2013

SALIÓ DE LO MÁS PROFUNDO...


Y le dijo en un arrebato de sinceridad:
-Espera, no te vayas todavía... necesito más tiempo...
-Tiempo... ¿para qué?...
-Para dejarte de amar...

Existen momentos que se eternizan y transmutan para dar paso a sentimientos convulsos, ciegos o inmensamente clarividentes, da igual. Aquel fue uno de esos instantes en el que cualquier frase que saliera de sus labios sería peor que el silencio.

domingo, 27 de enero de 2013

ALFABETO



En ocasiones, decir nombres es complicado... al estar impregnados de sabores de palabras. Por lo general, a los Sonámbulos nos gusta crear nuevos alfabetos, de tal forma que cada palabra solo tenga el significado que se quiera para otra persona, que solo ella, y solamente ella, conozca el significado de lo que dice.